jueves, 26 de junio de 2014

Tin soldiers: Julius Caesar




Muy raro será el tiempo en que aficionado a los juegos de estrategia no se sienta atraído por Julio César, el brillante conquistador de las Galias, y que supo hacerse fuerte en la adversidad y ganar la Guerra Civil.  Alfonso Nuñez Dopazo (Boores), nuestro experto en juegos, nos presenta uno de ellos, que es poco conocido, pero toda una joyita.


 En esta ocasión vamos a hablar de un juego de la desarrolladora Matrix Games que trata como tema las principales campañas de este personaje.  Tin Soldiers, es una saga creada por Koios Works, creadores a su vez de la saga Panzer Command que se ambienta en la Segunda Guerra Mundial.  
Existen dos juegos de la saga Tin Soldiers, uno que se dedica a Alejandro Magno, y el que vamos a ver, sobre Julio César.
El juego, incluye una campaña que recorre los episodios más famosos de la Guerra de las Galias, y posteriormente los de la Guerra Civil. También cuenta con escenarios individuales que se pueden jugar contra otros humanos via internet por TCP/IP.  La única pena es que no tenga un editor de escenarios, pero bueno, tiene suficientes escenarios para disfrutar. 

 La salsa del juego es la campaña, en ella tendrás que ir luchando en una serie de escenarios que recrean, como hemos dicho anteriormente, los episodios más conocidos de la vida de Julio César, y podrás seleccionarlos a tu gusto. No necesitan jugarse de forma cronológica.  A medida que ganes escenarios ganarás reputación y dinero, que podrás emplearlo en reabestecer las seis legiones que tienes a tu disposición, entrenarlas,  cambiar líderes que no te resulten útiles, o comprar cartas que te darán ciertos bonus en el juego.  


Las tropas ganan experiencia y medallas por haber completado algún objetivo, o por haber destruido un gran número de enemigos.  Hay que tener presente que las bajas de guerra pasan de escenario en escenario, así que hay que cuidar de tus legionarios. Como en muchos juegos que ofrecen un número de turnos determinado para completar una partida, tendrás que intentar conseguir objetivos en unos turnos concretos, que te darán bonificaciones, y el objetivo final te dará la victoria; y en caso de que la moral del enemigo caiga por completo antes de llegar al final de los turnos, también ganarás, o viceversa, ojo.

Gráficamente el juego gana con diferencia al Field of Glory, al igual que en los sonidos y ambientación, si hacemos una comparación.  La diferencia mayor es en el sistema de juego, que éste es por fases y el Field of Glory no.  La ventaja de aquel está en que tiene editor y se puede jugar por PBEM, y si a la saga Tin Soldiers le añadiesen esas dos cosas sería una joya suprema. 


Tácticamente es como todos los wargames de figuras, hay que tener mucho cuidado con los flanqueos y las cargas, y algo que me encanta, y que echaba de menos en Field of Glory: el lanzamiento de pilum. Hay un variado arsenal muy recreado, balistas, torres de asedio, fortificaciones que defender....  es un juego que no defrauda.

  Para terminar, como siempre, os dejo un vídeo con unos turnos de la batalla de Pharsalus, donde vereis en media hora que dura,  mis vicisitudes en el flanco derecho defendiendo y tratando de repeler a la caballería enemiga de Labieno.  Es muy didáctico observarlo ya que se ve cómo funciona el juego.




El juego está a la venta por descarga o formato físico en la web de Matrix muy bien de precio, y más con las ofertas navideñas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada