miércoles, 7 de noviembre de 2012

Revistas de historia: noviembre 2012.





Muy cerca de Roma se encuentran, extraordinariamente bien conservadas, las ruinas de Ostia Antica, la ciudad que sirvió durante siglos de puerto a la urbe imperial. Pasar por sus calles, sin apenas turistas, entrar en sus casas, en sus tabernas… Es una experiencia única.

Precisamente a Ostia dedica un amplio reportaje Historia National Geographic, una lectura tan recomendable como la visita al yacimiento.

Muy romano viene este mes, y no es habitual, Historia de Iberia Vieja. Su portada y sus páginas centrales las ocupan los gladiadores en Hispania; una tierra jalonada de anfiteatros donde nuestros antepasados, como los de cualquier otra parte del Imperio, disfrutaron viendo cómo sus ídolos deportivos se despedazaban sobre la arena.

Galba, sí, el malo de la serie de televisión, es el protagonista de otro de los artículos de esta revista, y tampoco le deja en muy buen lugar. Su club de fans por estos lares sigue sin despegar.

Clío también nos trae un poco de esencia romana. La construcción, descubrimiento y posterior destrucción de las gigantescas naves de recreo —verdaderos palacios flotantes— de Calígula en el Lago Nemi, constituye una buena lección sobre los males de la tiranía en cualquier época.

Desperta Ferro, por su parte, dedica todo su último número a Esparta. Una lectura imprescindible para todos aquellos que quieran conocer, más allá de mitos, la extraordinaria historia de la ciudad de los guerreros; de su organización, de sus campañas, de sus triunfos y de sus derrotas. Hay que comprarla… y guardarla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada